Electoralia

Te ayudamos a elegir los mejores productos para ti

¿Cuándo deberían empezar a tocar PCs los niños?

niños y pcs

La tecnología domina la vida diaria y la tenemos presente en todo momento y por supuesto no podemos aislar a los más pequeños de la casa de su influjo. Además, ellos se sienten muy atraídos por las computadoras. Basta que vean a uno de los padres sentados frente a la PC, para que vayan, al menos, a intentar mover el ratón.

Sin embargo, ¿es apropiado que desde tan temprano los niños estén en contacto con las computadoras? Todavía no hay resultados concluyentes en las investigaciones sobre este aspecto. Pero, en general, se recomienda que tengan entre 2 y 3 años de edad antes de empezar a interactuar con medios electrónicos.

 

Los niños son “prodigios” informáticos

Es sorprendente lo rápido que los nenes se familiarizan con las computadoras, en la mayoría de las ocasiones, mucho mejor que los adultos. Esto es producto natural de su temprana inmersión en el mundo digital, pues desde bien que nacen están en contacto con los mandos de la tele o los teléfonos móviles.

A diferencia de los mayores, los niños se ponen en contacto con la computadora sin miedo alguno. Esto, unido a sus deseos de investigar le facilita el aprendizaje. Aunque hay algunas imitaciones, una PC de verdad siempre es mejor aunque siempre bajo la supervisión de un adulto. Primero, no vayan a trastocar el sistema operativo; pero aún más importante, es para evitar cualquier accidente eléctrico.

Cuando son así de pequeños, lo mejor es que utilicen CD-ROMs u otros medios de almacenamiento, pues así se evitan la conexión a internet. Dejar a un niño libre en la red de redes tiene varios inconvenientes y peligros. Pero, otra vez con la supervisión adecuada, también pueden hacer uso de ellas. Hay numerosas páginas apropiadas para los peques de casa con actividades variadas, como dibujar, canciones o videos.

El aprendizaje a través de la PC le dará al niño o niña nuevas herramientas para su futuro desarrollo. También le brindará habilidades fundamentales, como la atención, concentración o el aumento de la capacidad motora.

Los comentarios están cerrados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *